NUESTRA IGLESIA

Visión Apostólica Mundial inició con base de una gran necesidad en el pueblo de San Roque de Barva, en Heredia, Costa Rica, cuyo lugar había sido invadido por las corrientes de la drogadicción, brujería, idolatría en gran escala, y toda clase de pecado que se encontraba oculto en esta localidad.

Los pastores Campos se encontraban sirviéndole al Señor a norte de Costa Rica en la provincia de Guanacaste, cuando fueron avisados de la gran necesidad de llevar el evangelio a el cantón de Barva, en su oración sintieron del Señor trasladarse con toda su familia a la Ciudad de Heredia, donde en el año de 1999, iniciaron las labores evangelisticas en ese lugar, comenzando el 16 de octubre con un poderoso culto lleno de la presencia del Espíritu Santo.

Como era de esperarse la presión del enemigo se hizo palpable cada día de culto, donde las piedras eran lanzadas con gran ímpetu sobre el techo del templo, cada momento que se empezaba con las alabanzas a Dios las piedras eran nuestras compañeras sin importar la hora o el día, pero todas las cosas que fueron contrarias al evangelio nos mostro que estábamos siendo fructíferos en el Reino de los cielos, y que el que debia de marcharse de esa localidad era toda fuerza de pecado que azotaba a esta comunidad.

A base de ayuno y oración tanto en el templo como por las calles y el servicio a la comunidad, se fue ganando las almas para Cristo, la restauración de familias completas, el discipulado y la preparación de mas obreros para la obra del ministerio.

Los pastores Campos han dedicado parte de su ministerio para levantar obras en parte del territorio nacional, dando cobertura Apostólica y profética a pastores en las zonas rurales.

Visión Apostólica Mundial, ha llevado el evangelio a través de campañas en los parques, plazas, colegios, escuelas, a través de la radio y televisión.

Visión Apostólica Mundial se caracteriza por ser una Iglesia a la manera de Dios.

Actualmente estamos en proceso por medio de una extensión del trabajo de discipulado en células para un crecimiento mayor de Visión Apostólica Mundial y la extensión del Reino de los Cielos en nuestra nación